Warning: A non-numeric value encountered in /home/customer/www/ronineducacion.com/public_html/espacio/wp-content/themes/Divi/functions.php on line 5560

mit-cheetah-05
Hace ya casi un año que aquí en Espacio RONIN les presentamos a WILDCAT, un robot cuadrúpedo, desarrollado por la empresa Boston Dynamics que nos dejó con la boca abierta por su capacidad de caminar, correr e incluso galopar como lo haría un verdadero animal, además de que impuso un récord como el robot cuadrúpedo más rápido del mundo, el cual sigue vigente.

Pero como WILDCAT, no es el único robot cuadrúpedo en el mundo, hoy les vamos a mostrar a su principal rival, “Cheetah”, un robot desarrollado por investigadores y alumnos del MIT. Cheetah (Guepardo), es un robot que empezó a desarrollarse hace poco más de 5 años y que ha ido evolucionando con el tiempo. El objetivo de Cheetah es convertirse en un robot autónomo, estable, veloz y apto para transitar en cualquier tipo de terreno como lo haría un verdadero Guepardo.

La evolución de Cheetah ha sido significativa como lo podemos constatar en sus videos. En un inicio Cheetah fue puesto en marcha en el propio laboratorio del MIT, las pruebas se realizaron con la ayuda de una banda transportadora, muy similar a las caminadoras eléctricas que se usan para hacer ejercicio, y el objetivo era lograr que el robot hiciera transiciones entre caminar, correr y galopar.

Como pudieron ver en el vídeo, después de algunas pruebas y ajustes, el objetivo se logró y el robot pudo alcanzar una velocidad de hasta 22km/hr pero con un pequeño inconveniente, pues el robot necesitó estar sujeto por correas y soportes para mantener su estabilidad, así que el siguiente reto para el MIT era lograr que el robot hiciera las mismas actividades pero sin ninguna atadura.

Así entonces los desarrolladores del MIT pusieron manos a la obra y después de 1 año de investigación, pruebas y arduo trabajo, lograron mejorar el robot de una manera realmente sorprendente dejando a sus competidores con la boca abierta.

Lo que se logró con el nuevo Cheetah es hacerlo libre, libre de cualquier correa o soporte de tal modo que ahora lo podemos ver en acción en el campus del MIT, además ahora el robot es capaz de saltar obstáculos de unos 33 cm de alto y también se mejoró su locomoción.

En un inicio se pretendía que el robot galopara tal como lo hace un guepardo pero hacer el modelo matemático que represente el galope es realmente complicado así que los investigadores decidieron basar su modelo en otro tipo de movimiento que es muy similar pero es más fácil de modelar. Ahora el robot se mueve muy similar a como lo hacen los conejos, que es a base de saltos, primero el robot toma impulso con las patas delanteras lo que hace que se eleve y se mueva hacia adelante y en el aterrizaje cae primero con las patas traseras que le dan también un impulso hacia adelante para después volver a apoyar las patas delanteras.

Según los investigadores, el punto clave del movimiento del robot es que tiene un algoritmo capaz de controlar la cantidad de fuerza que las patas del robot ejercen sobre el piso, cosa que ningún otro robot posee.

Otro punto clave que tiene Cheetah y que lo diferencia de sus competidores, es su ligereza y potencia, pues otros robots como el WILDCAT, usan motores de combustión interna para moverse, lo que los hace muy pesados, inestables a altas velocidades, y ruidosos, pero el equipo del MIT diseñó sus propios motores eléctricos especialmente para el Cheetah, lo que en palabras de Sangbae Kim, profesor asociado de ingeniería mecánica en el MIT, lo vuelve silencioso y tan eficiente como los animales.

Aunque la presentación oficial del Cheetah no se ha llevado a cabo, sin duda causará gran furor entre los asistentes a la conferencia internacional de robots y sistemas inteligentes en Chicago, donde se presentará oficialmente.

Sobre el autor: Antonio García

Espacio RONIN

¡Suscríbete a Espacio RONIN!
No te pierdas nuestra selección mensual con los mejores artículos.